Carolina Guevara

Sobre mí

Sobre mí

¿Cómo nació Carolina Guevara. Diseño y Espacios?

Hola! Me encanta que estés por aquí.

Soy Carolina Guevara, antropóloga, mercadóloga, amante del diseño y el arte, y siempre me gusta aprender cosas nuevas.

Desde hace ya casi 30 años soñaba con vender muebles, pero acompañados de algo más. Son de esas cosas que uno realmente quiere hacer, pero no tiene ni idea como.

Siempre he sentido un amor especial por los muebles. Siempre digo “un mueble bien hecho es una obra de arte”.

Y bueno como te decía, siempre me gusta aprender de cosas nuevas y el tema del crecimiento personal me apasiona desde hace años.

Así que logré combinar ambas cosas: mi amor por los muebles y el crecimiento personal. Por esta razón te ayudo a convertir tu espacio en un lugar de bienestar para vivir en armonía.

“Vivo rodeada de animales, plantas y libros. Creo en el maravilloso poder del pensamiento y la energía positiva para materializar nuestros sueños.
Y estoy convencida de que siempre podemos vivir en un lugar que nos llene de armonía”

Aquí va mi historia…

Recuerdo que había una mueblería al frente de la casa de Matute Gómez, no me acuerdo como se llamaba, llena de muebles muy elegantes. Me parecía alucinante. Siempre me decía, “algún día tendré un negocio como ese.”

Cuando inicié la universidad comencé a llevar unos cursos de antropología y me enamoré de la carrera. Todo me parecía tan interesante y diferente, todo era tan nuevo, que me maravillaba.

Sin embargo, en tercer año me pareció que las oportunidades laborales podrían ser un poco limitadas, así que terminé el bachillerato y comencé a cursar una maestría en negocios, un mundo completamente diferente al de la Facultad de Ciencias Sociales.

Hasta la fecha, nunca he ejercido como antropóloga. Sin embargo, hay dos cosas que agradezco profundamente de haber estudiado esa carrera: el aprender a observar y a analizar. Cualidades que me han sido de gran utilidad, no solo para los entornos laborales, sino para la vida misma.

Logré graduarme como mercadóloga, y comencé a trabajar para compañías de consumo masivo, y así por catorce años de mi vida, experiencia que disfruté muchísimo, con la cual estoy sumamente agradecida y definitivamente ha sido la base de lo que he construido hasta ahora.

Sin embargo, por ahí tenía un deseo por ahí, como un pequeño pendiente, como desde mis 20 años, siempre había querido vender muebles, de hecho, mientras estuve en mi trabajo corporativo tomé algunos cursos de diseño de interiores.

En ese momento de mi vida, estaba atravesando por una pausa laboral, así que estaba pensando en que rumbo le daría a mi vida, y para ese entonces un par de amigos me recordaron mis ganas de ponerme un negocio de venta de muebles, así que luego de pensarlo brevemente, me dije, bueno este es el momento, decidí aventurarme llena de sueños, de ilusión y de esperanza, tomé mi carro y me fui a buscar proveedores de todo tipo, fabricantes de muebles, lámparas, cortinas, arte y todo lo necesario para tener una empresa de Diseño y Decoración de Interiores… y así fue como comencé. Muy llena de ilusión.

Aclaro, sin la más mínima idea de que lo significaba ser emprendedora, un mundo completamente diferente, lleno de desafíos, pero también de recompensas.

1

Ya han pasado varios años desde ese momento, y no negaré que han habido momento difíciles, de lágrimas, y angustias. Sin embargo, mi balanza por mucho es positiva. Los aprendizajes han sido innumerables y la felicidad que me ha dado emprender mi proyecto es indescriptible.

En este momento y sin lugar a dudas, puedo decir que mi negocio y mi oficio son un sueño hecho realidad para mí, que disfruto todos los días de realizar. El proceso creativo, el visualizar un espacio en mi mente para luego materializarlo, es fantástico. La libertad de poder crear y decidir, eso es algo que no tiene precio. Esa maravillosa sensación de ver plasmada una idea, verla hecha realidad es increíble, porque todo esto comienza con una idea, un sentimiento que luego se verá materializado.

Además hay algo que es maravilloso y propio del oficio, nunca un proyecto es igual al otro. Todos son diferentes, eso siempre hace el trabajo más entretenido.

Y ¿Cuál es la fuente de inspiración? ¿Cómo es el proceso creativo? En realidad es diferente para cada uno, pero te cuento del mío. La inspiración puede venir de cualquier cosa… es un momento de conexión especial, la creatividad puede resultar de ver un color, una tela, un mueble, una pintura, una foto, es solo abrirle los brazos a las musas. Pero no creas que queda ahí, no solamente es la idea, detrás de una idea, siempre hay mucho que estudiar, investigar y trabajar para poder hacerla realidad. Porque la idea debe estar lo suficientemente bien construida para poder llevarla a cabo.

Una de las cosas que me ha apasionado es el tema del crecimiento personal, y algo que he ido aprendiendo y de lo que estoy segura es que nuestro mundo exterior habla de nuestro mundo interior y viceversa.

“Como es Adentro es Afuera”

Por lo tanto creo firmemente que un ambiente adecuado nos apoya a conseguir nuestros sueños, a sentirnos mejor, a tener más orden, armonía y bienestar en nuestra vida y sin duda a vivir mas felices.

Estoy absolutamente convencida de que tu espacio puede darte lo que necesitas para vivir bien y nutrirte diariamente. Construir un hogar, que sea un remanso de paz y bienestar, lleno de detalles importantes, que te llenen de alegría, descanso y vitalidad. Es absolutamente posible.

Quiero acompañarte en este proceso, de crear un espacio maravilloso a donde puedas vivir y nutrirte diariamente.

Más sobre mi...

Me gusta participar en Proyectos de Responsabilidad Social Empresarial, porque el Diseño de Interiores no es una cuestión clasista o de unos pocos. No, todo lo contrario, yo creo y es parte de mi misión en la vida, poder contribuir con todas las personas que pueda, a que tengan una mejor calidad de vida.

Porque todos tenemos el derecho de vivir bien. Estoy convencida de que el Diseño de Interiores debe de ser inclusivo, es decir, es bueno para todos.

Me fascina ver biografías, siempre encuentro una gran inspiración en las historias de otros seres humanos. Lo que más me maravilla es saber con que tenacidad han defendido sus sueños, eso siempre es lo que mas me cautiva el corazón.

De mis favoritos Monet, -por eso tengo una reproducción de uno de sus cuadros en mi oficina-. Amo su historia: no siempre fue famoso, rico o lleno de prestigio, tampoco venía de una familia de dinero, y el principio de su carrera, le fue muy cuesta arriba, sin reconocimiento, ni recursos para al menos vivir de una forma más o menos decente. Pero nunca abandonó su sueño. Su convicción y perseverancia me inspiran siempre.

Amo, amo y amo a los animales. Siempre pienso que tenemos mucho que aprender de ellos, son unos grandes maestros. Yo tengo dos perritos Argos y Brisa, sin lugar a dudas son de mis grandes amores de la vida.

Aprecio profundamente su amor, compañía e incondicionalidad en todo momento. Es más, desarrollé una línea de muebles para mascotas, inspirada por el gran cariño y afecto que les tengo.

El tema del crecimiento personal, es uno de los pilares de mi vida, un compromiso conmigo misma, siempre creo que podemos hacer lo propio para estar mejor, para colaborar con los demás y para vivir en un mundo mejor.

El proceso de evolucionar y ser mejores personas es constante y como es la vida siempre tenemos desafíos, es normal, pero lo más bonito es que siempre podemos enfrentarlos y salir más sabios de cada uno de nuestros procesos.

¿Qué dicen de mí?

Abrir WhatsApp
1
¿Tienes alguna consulta o idea para tu espacio? Estoy para servirte.